Notas ao café…

O sonho de Florentino

Posted in notas ao café by JN on Março 11, 2010


Iker Casillas enfrenta a realidade no Santiago Bernabéu (foto: El País)

Pelo sexto ano consecutivo, o Real Madrid fica de fora da Liga dos Campeões nos oitavos de final. E no ano em que a final é no Santiago Bernabéu, o “Super Real” de Florentino Pérez não estará presente. No El País, José Sámano escreve que o futebol não tem preço, e num clube que aspirava à imortalidade não será de admirar que os próximos tempos sejam de uma desmesurada crise:

Los títulos no se compran, se ganan. Con o sin la pasarela estival, con mayor o menor dispendio en el rastrillo, llegado el momento crucial el Madrid volvió a descarrilar en la Copa de Europa. Por sexta edición consecutiva su límite fueron los octavos de final. Lo mismo le ha dado medirse con el Juventus, el Bayern, el Arsenal, el Roma, el Liverpool o el Lyon, al que, por cierto, no ha superado estos años en seis encuentros. Desde el trono institucional se había propagado un proyecto de ensueño encaminado sin remedio a ganar la décima en Chamartín, al abrigo de la grada. Un regalo electoral para la afición. La realidad, una vez más, desmintió a los despachos. Cuando rueda la pelota, el asunto es de los futbolistas, no importan los fastos hollywoodienses. Ni siquiera es una referencia que el adversario no tuviera chequera para retener a su gran estrella, Benzema. Sin él, con un buen equipo, el Lyon desterró al Madrid. En el deporte todo es posible, salvo para quienes consideran que el césped es un tapiz bursátil. El Madrid sufrió una derrota deportiva, nada más, e incluso pudo haber solventado con creces el duelo en el primer periodo. Pero cuando se aspira a la inmortalidad y ésta cala entre la gente, es lógico que se desate una crisis desproporcionada. O no tanto. Quizá sólo acorde a las grandilocuencias previas.

[…] El estupor invadió el Bernabéu, máxime tras el gol de Pjanic, la guinda a la reacción del Lyon. El Madrid, entonces, ya era un grupo de solistas al borde del colapso. Lo mismo se cabreaba Kaká por ser relevado -lo ha merecido en numerosas ocasiones desde que llegó-, que Raúl, su sustituto, sacaba la sierra a última hora. Había pañuelos, la desazón podía con Chamartín. Le habían vendido otro proyecto. Entonces era verano. Pero el fútbol no tiene precio.

Deixe uma Resposta

Preencha os seus detalhes abaixo ou clique num ícone para iniciar sessão:

Logótipo da WordPress.com

Está a comentar usando a sua conta WordPress.com Terminar Sessão / Alterar )

Imagem do Twitter

Está a comentar usando a sua conta Twitter Terminar Sessão / Alterar )

Facebook photo

Está a comentar usando a sua conta Facebook Terminar Sessão / Alterar )

Google+ photo

Está a comentar usando a sua conta Google+ Terminar Sessão / Alterar )

Connecting to %s

%d bloggers like this: